Ordenador central y de producción: producir de forma inteligente

La tarea del ordenador central y de producción es la de controlar y supervisar el proceso completo de fabricación. Constituye el punto de intersección central entre los datos generados en la oficina técnica y el taller de producción: en el departamento de preparación del trabajo se genera una lista de piezas que se transmite al ordenador de producción. Este procesa los datos y provoca los procesos y pasos de trabajos necesarios en las máquinas.

El operador tiene la posibilidad de modificar en cualquier momento el modo de operación y de visualizar la configuración de la máquina, los datos de las herramientas y los perfiles y los tipos de madera, así como también las existencias de un almacén de piezas brutas y terminadas. El registro de los datos operacionales y de las máquinas permite la optimización directa y la regulación de la fabricación.

Una ventaja particularmente práctica: también es posible acceder en cualquier momento a las estadísticas, evaluaciones y a los planos de equipo de herramientas.